fbpx

Formas de abuso emocional

Tabla de Contenidos

¿Cuántas formas de abuso emocional conoces? ¿Sabrías identificar cuándo alguien está ejerciendo este tipo de violencia psicológica? ¿Has creído alguna vez que has pasado por estas situaciones pero no has sabido ponerle nombre?

Hoy en Arvum Psicología vamos a hablar de las 3 formas de abuso emocional más frecuentes. Además de definirlas, veremos qué efecto tiene en las personas que lo sufren. ¿Quieres conocer más sobre estos fenómenos? Vamos allá.

Abuso emocional

El abuso emocional es el conocido maltrato psicológico. Se trata de atacar la autoestima, dignidad y salud mental de una persona, de forma muy resumida.

Algunas de las señales del abuso emocional son muy habladas pero se ponen muy poco en práctica:

  • Falta de empatía.
  • Burlas y condescendencia.
  • El famoso “darle la vuelta a la tortilla”.

 

Sin embargo, hoy en Arvum Psicología queremos hablar de tres formas de abuso emocional muy definidas y con características diferentes. Estas son: el ghosting, el gaslighting y el benching.

 

 

El ghosting como abuso emocional

El ghosting es una forma de relacionarse que se ha hecho muy frecuente debido al gran uso que hacemos de las redes sociales y de las nuevas aplicaciones para conocer a personas a través de internet.

Este tipo de forma de relacionarse conlleva que ya has establecido un vínculo cercano con una persona. Quizás te has pasado horas y horas un mismo día, varias veces, hablando con elle. Sin embargo, de la noche a la mañana, esta persona no aparece más y no vuelve a dar señales de vida. No le ha ocurrido nada, no ha tenido ningún problema, no os habéis peleado: solo ha hecho el vacío.

Te recomendamos: Qué es el ghosting.

Las consecuencias el ghosting son, entre otras:

  • Disminución de autoestima.
  • Emociones de culpabilidad.
  • Ansiedad.
  • Dificultad para avanzar en el duelo debido a la incertidumbre.

¿Te ha ocurrido esto alguna vez? ¿Estás pasando por ello ahora mismo? Échale un vistazo a Qué hacer cuando te hacen ghosting.

 

El gaslighting

El gaslighting es otra forma de abuso emocional. Es bastante más evidente que la anterior por el abuso constante que promueve. Se trata de una técnica de manipulación, mediante la cual una persona invalida la opinión de otra, haciéndole pensar que ha perdido la cabeza y que no es válide.

Te recomendamos: No estás exagerando: es el gaslighting.

Algunas de las consecuencias del gaslighting son:

  • Dependencia emocional.
  • Bajo autoconcepto y autoestima.
  • Inseguridad.
  • Ansiedad.

 

El benching es abuso emocional

El benching es nuestra última forma de relación de abuso emocional. Se trata de una manipulación mucho más frecuente de lo que nos gustaría ser conscientes. Consiste en una relación desigual. Una persona está realmente interesada en otra, mientras que ésta segunda solo se relaciona de forma superficial, a sabiendas de lo que mueve en la anterior.

¿Cuál es el propósito de esta situación? Por supuesto: el beneficio egoísta de quien es superficial.

De forma coloquial, es una forma de dar falsas esperanzas con tal de mantener a la otra persona enganchada a ti, porque sabes que así sacarás beneficio en algún momento.

Algunas de las consecuencias del benching son:

  • Baja autoestima y autoconcepto.
  • Inseguridad.
  • Ansiedad.
  • Dependencia emocional.
  • Dificultad en el proceso de duelo.

 

 

¿Te has visto en alguna de estas situaciones? ¿Conoces a alguien que está pasando por ello y tiene dificultades con sus emociones y su desarrollo personal? Puedes contactar con nosotros a través de hola@arvumpsicologia.com. ¿Hablamos?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× Pide Cita